Mi ser, esa pequeña sustancia aromática que me distingue, esa pequeña alma; de nobles sentimientos de pensamientos apasionados con un corazón robado, corriendo en senderos de la felicidad, mojada de lluvia de ilusiones, pequeña alma que recorre felizmente bajo la éxtasis del amor, su primer amor, pequeñas son las palabras para describir en el paraíso que se encuentra donde todo le sabe a miel y duerme en nubes de placer.

Las noches frías y largas en pensamientos que consumen su ser, donde un papel y un lápiz calman su ansiedad, muchas cartas de noches mágicas donde se conectaba a su amado, ella soñaba, imaginaba, dibujaba atardeceres encantadores, su vida ya no era la misma , había agarrado un gustito de amor, llena de color, los días eran maravillosos pero era una locura cuando daban las 5 pm para ver a su querido amado.